jueves, 15 de octubre de 2009

Pa'l Oso Rosello

Porqués… desde ayer todo esta inundado de porqués… y aún no lo se. ¿Porque escribir algo? Supongo que porque me quede con mil cosas pendientes para que hagamos y porque recién empiezo a tratar de entender en que van a ser las 3 a.m. de muchas madrugadas y no nos vamos a estar cagándonos de risa juntos, o porque no vamos a poder contagiarnos de tanta energía. Me debato en mi incredulidad eterna, y me resisto a creer que todo se perdió. Víctor fue sabio: Todo se transforma… ¿pero porque?
Oso: Ayer esperaba que nos llames para reírte de nosotros, y aún hoy lo sigo haciendo, y supongo q eso no va a cambiar en mucho tiempo. Solo me resta decir amigo que nos estaremos viendo, a la vuelta de la esquina, para reírnos otra vez, para que te rías de los vericuetos de mi inconciente, para que nos burlemos de Gómez, para gastar a los raros peinados del Chino, para deambular una y mil veces por la calle San Juan, para que alguna vez vendamos otra revista gracias a tu mágica dialéctica; nos estaremos viendo para destapar una hermosa “Salta negra fresquita con manises” y hablar de viejas noches de glorias; para que nos des cátedra al dibujar, para que nos orientes y nos estimules para hacer lo que tenemos ganas de hacer…
Hoy no puedo pensar mucho más que en eso: en el momento en el que nos juntemos de nuevo, con los changos, las chicas, con las eternas amigas y con los especimenes que nos fuimos encontrando en la vida. Acá, en lo bajo, aún no despertamos Oso… no se porque, pero supongo que quería decirte algo. Los de nuestra humilde casa, los Tipos Vivos, los ÑIU Arte, o como nos quieras llamar te vamos a extrañar… y en ese rincón en donde todos somos como somos, en esa hermosa cofradía, en esa familia de la que somos parte y en la que encontramos a hermanos como vos, en esa hermosa UNHIL, ni te cuento. Trataremos de seguir en la lucha, en búsqueda de la felicidad, de una sonrisa desencajada y genuina como la tuya…Gracias por habernos regalado tanta felicidad, por haber compartido tu alegría con nosotros. ¡Te mando un gran abrazo hermano!... Será hasta dentro de un rato...

4 comentarios:

adelm0 dijo...

Queridos amigos, mil gracias. Ya no tengo palabaras para agradecer la forma en que era (es) querido mi hermano. Por favor síganle escribiendo a diostodopoderoso@hotmail.com que seguro tiene otro barbudo sentado al lado leyendo lo que sus amigos dicen de él y al que seguramente también hace cagar de risa. Gracias. Adelmo Rossello.

noeling1978 dijo...

Entro a dejar comentario sólo por el mero hecho de coincidir en el ENORME CARIÑO al Oso...por el mero hecho!
Esta herida no se cura fácil ni rápido...y la huella que deja es...indescriptible con palabras.

natalia dijo...

Changos soy la mocha. Siento lo mismo, los manises, las saltas, las risas, las deambuladas, los fiestores, el tipazo hermoso que se compartio con nosotros. Lo amo y lo extraño inmensamente. Un hermosisimo amigo y compañero... Capaz que esto sea para unirnos mas y luchar todos juntos por algo mejor. Un abrazo y nos vemos...

Agapitos dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.